Científicos españoles van en busca del mamífero que sobrevivió a los dinosaurios










Cinco científicos de origen español se adentraron en los bosques de la República Dominicana en busca de uno de los pocos mamíferos venenosos que existen. El solenodon de La Española solo habita en esta isla caribeña y, junto a los solenodones de Cuba, son los últimos de un linaje cuyo origen se remonta a hace más de 70 millones de años.

Este animal insectívoro es casi ciego, vive en madrigueras subterráneas y suele salir de noche. Algunos científicos piensan que es un fósil viviente, pues conserva rasgos primitivos como los de los primeros mamíferos que vivían en los tiempos de los dinosaurios.

“Todos los estudios genéticos previos sobre esta especie se basaban en ADN extraído de animales muertos, algunos ejemplares disecados de museo, y no permitieron obtener su genoma completo”, explica Taras Oleksyk, biólogo de la Universidad de Puerto Rico en Mayagüez.
Con la ayuda de guías locales del sur de República Dominicana, los investigadores aprendieron a atrapar solenodones vivos esperando sigilosamente al borde de los senderos. “Cuando oyes el ruido de sus pisadas enciendes la linterna. No corren mucho, así que es relativamente fácil agarrarlos por el rabo. Lo primero que te sorprende es lo grandes que son, tienen el tamaño de un gato y pesan hasta dos kilos”, relata Oleksyk.


El equipo consiguió atrapar cinco animales vivos y extraerles sangre de la yugular sin ser mordidos. Los animales eran liberados en apenas unos minutos. Gracias a esas muestras y una nueva técnica matemática para analizar cantidades reducidas de ADN, los investigadores han conseguido el primer borrador del genoma del solenodon de La Española (Solenodon paradoxus).

Los resultados confirman que el solenodon se separó de su ancestro común con las musarañas y otros mamíferos hace unos 73 millones de años. Un asteroide de unos 15 kilómetros de diámetro impactó en la península de Yucatán, en México, hace 65 millones de años. Causó una cadena de cataclismos y un fuerte cambio climático que eliminó a dos tercios de todas las especies que había sobre la Tierra, incluidos los dinosaurios.

El solenodon, también conocido como almiquí, está en peligro de extinción, según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. La principal amenaza es la destrucción de su hábitat boscoso así como la caza por parte de perros asilvestrados.
Fuente: globovision.com



Con tecnología de Blogger.