Mohamed Salah ganó el Balón de Oro africano



El egipcio Mohamed Salah recibió este jueves en Accra el premio al Mejor Futbolista africano de 2017. Salah, superó a los otros dos finalistas, el senegalés Sadio Mané, segundo, y el gabonés Pierre-Emerick Aubameyang, tercero.

Salah, de 25 años, brilló tanto en los estadios africanos como europeos: en las competiciones de clubes, destacó con la Roma y luego con el Liverpool, al que se unió al principio de la actual temporada, en una operación de más de 40 millones de euros.


Además, con su selección alcanzó la final de la Copa de África de Naciones (CAN) en febrero y, sobre todo, contribuyó en gran medida a la clasificación de los Faraones para Rusia-2018, logrando devolver a su país a un Mundial 28 años después.

Sin duda, es el primer jugador egipcio en recibir el Balón de Oro africano desde Mahmoud Al Khatib en 1983.

“Lograr esta recompensa es un sueño que se hace realidad. 2017 ha sido un año increíble para mí y hemos pasado grandes momentos con la selección”, expresó Salah al recibir el premio.
“Este es un gran trofeo para mí, un momento especial en mi carrera. Quisiera dedicárselo a todos los niños de África y de Egipto. Quiero decirles que no hay que dejar de soñar, que nunca hay que dejar de creer”, añadió.
Formado en Egipto, Salah fue pronto descubierto por el Basilea, cuando tenía 20 años, en 2012. El equipo suizo explicó que comenzó a quedar seducido por su juego en el Mundial Sub-20 de Colombia-2011.

Sin embargo, del Basilea pasó al Chelsea en enero 2014, pero no jugó mucho en los Blues, que le cedieron entonces en dos ocasiones a clubes italianos, primero a la Fiorentina (2015) y luego a la Roma (2015-2016), que terminó fichándole definitivamente, convencida de las cualidades del "Messi egipcio". De allí el camino le dirigió a Anfield y a este prestigioso premio.

En el premio a mejor entrenador se reconocieron los méritos del argentino Héctor Cúper, que desde 2015 dirige a la selección de Egipto, a la que llevó al Mundial.

La experiencia de Egipto es la primera en el fútbol africano para Cúper, que en el pasado dirigió a clubes importantes en Europa como el Valencia o el Inter de Milán.
Fuente: globovision.com
Con tecnología de Blogger.